Bienvenidos a este espacio libre de opinión. Gracias por visitar este sencillo blog. Son responsables de las opiniones, comentarios y artículos publicados en este blog los firmantes de los mismos.

miércoles, 6 de julio de 2016

Demagogia animalista por bandera

Hace unos años la actriz Emma Watson fue objeto de una gran polémica al posar con un cachorro cuyo pelaje había sido teñido de rosa para promocionar una campaña contra el cáncer de mama, y aquello fue motivo para que las "empresas" y "asociaciones" de animalistas y mascotas se lanzasen a criticar dicha acción durante varias semanas. Y esto lo saco a colación con motivo de una foto que ha sido objeto de muchos comentarios en las redes sociales, y en cierta prensa escrita, con motivo del tinte de una mascota con el simbolo de la bandera que sirve de apoyo a la Comunidad LTGB. Tan respetaba la bandera, como amigos tengo con esta tendencia, muestro mi comentario para indiginarme como los animalistas y grupos de presión económicos que soportamos los taurinos con el demagogo discurso del maltrato animal a los toros, sirva esta foto para ilustar que este tipo de tintes forman parte de un maltrato a una mascota, y ninguna plataforma ecológica o animalista discrepa sobre este asunto. Y eso, con acritus, y salvando las distancias con un espectáculo taurino, también es un maltrato animal. Con las justificaciones que ustdes, y ellos quieran, pero maltrato al honor y dignidad de un animal seguro.
Y lo anterior lo digo con cierto rigor o base científica - no como ellos, que lo hacen difamando sobre asuntos de la fiesta que desconocen por completo - ya que la organización «Personas a Favor del Tratamiento Ético a los Animales», de tendencia animalista conservadora, señaló por episodios similares, que el hacer pasar a las mascotas por este proceso «les podía ocasionar estrés y una reacción alérgica, poniendo en peligro seriamente su salud», lo que me provoca cierta aseveración cierta paradoja de alucinamiento sobre la nula existencia de denuncias por parte de asociaciones radicales animalistas pidiendo al colectivo, o titular de la mascota, responsabilidades por haber utilizado al animal a ese tipo de maltrato. Aquí nadie ha protestado, excepto cuatro "gatos" - sin ánimo de ofender a la especie, ¡válgame Dios! - que hemos puesto pie en pared sobre esta foto aparecida en las redes sociales. 
Así la reconocida veterinaria colombiana, Catalina Yepes Mejía, integrante de la Corporación Raya argumenta que este tipo de tinturas puede ser nociva para la mascota, y en «muchos casos, el uso de estos colorantes puede ocasionar intoxicaciones en los animales puesto que la piel es uno de los órganos más sensibles por tener mayor absorción, pero más allá de la indignación, es el daño físico y en la salud del animal que ha sufrido el perro, en un claro atentado contra la vida de este canino”.
Es un ejemplo de los tiempos que corremos, donde la masacre verbal contra la fiesta de los toros es usada, dia y noche, por los "libertarios de los animales" con una desahogada sinrazón, argumentos insultantes fuera de lugar, y siempre con la palabra "maltrato" como bandera de su lucha primaria, pero ante estas imagenes, como la que ilustra este artículo, observamos el doble rasero de las asociaciones animalistas, dejando al margen otros tipos de maltratos que bien pudieran defenserse o denunciarse antes las instancias administrativas que velan por la higiene y salubridad animal.
Termino con la misma expresión que dijo un acalorado fan a una famosa cantante juvenil a quién se le ocurrió colorear a su perrita: «algunos humanos no merecen animales».  

 
Publicar un comentario

Quizás también le interese:

Related Posts with Thumbnails